Escucha esta nota aquí

Por Chino Tapia

Hablar de Real Santa Cruz es hablar de una institución deportiva muy querida y con mucho sentimiento de pueblo. Hasta inicios de los 80, era el único club cruceño que mantenía la línea de tener en sus filas solo futbolistas nacionales.

El popular equipo ‘merengue’, el también querido conjunto ‘albo, los hoy llamados “Leones blancos del Pajonal”. ‘Realito’, como también lo llamaban muchos, con un diminutivo cariñoso, era una especie de segundo equipo en cuanto a simpatías, que se jactaba de ser “orgullo camba”.

El empresario Ramón Darío Gutiérrez le donó los terrenos que hoy son de su propiedad. Allí se construyó su estadio; un privilegio que tienen pocas instituciones del fútbol en Bolivia. El terreno alberga también las oficinas administrativas, un salón de eventos, una cancha de uso múltiple, piscina y un coliseo.

Cuenta con lo que la gran mayoría de los clubes anhelan tener. Real lo tiene desde hace casi dos décadas. Tiene todo para ser una gran institución, pero algo falla y se ha convertido en una preocupación de propios y extraños en el fútbol.

Por ello, salta la pregunta: ¿por qué Real Santa Cruz está atravesando desde hace varios años una situación crítica? Tiene problemas en lo deportivo, con descensos y ascensos cada cierto tiempo. Demoró catorce años en regresar a la División Profesional, en 2020. Pero también tiene tremendas dificultades en lo institucional. Sus terrenos de la zona sur estuvieron en litigio y llegó a perder una parte de los mismos.

Hoy tiene un plantel que no está para pelear el título, más bien lucha para no caer otra vez en la zona del descenso, por ello tratará de escaparle a las últimas posiciones en la tabla acumulada.

Sus jugadores están impagos por varios meses. Los directores técnicos que lo han dirigido desde su regreso a la división superior se fueron sin que les paguen.

Otros clubes nacionales también han experimentado crisis similares, sin embargo, en su momento, no faltó gente apasionada por la divisa que le puso el pecho a la situación. Están los casos de Wilstermann y Blooming, o el rescate de Always Ready que estuvo a punto de desaparecer, e incluso Bolívar, que cambió su suerte con la aparición de Marcelo Claure.

 Sin alternativas

Lo raro ahora es que para Real no aparecen esos “querendones de la institución”. En la actualidad hay un proceso electoral en marcha, pero no hay candidatos…No hay quién esté dispuestos a tomar la posta.

El presidente Carlos Sánchez pone en evidencia que quedaron en la nada dos convocatorias a elecciones. Tendrá que volver a fojas cero para que la Comisión Electoral de la Federación Boliviana de Fútbol defina nuevamente una fecha para llevar adelante los comicios en el campamento albo.

Real Santa Cruz es uno de los clubes con mayores dificultades económicas, reconoce el titular ‘merengue’. Su vicepresidente, Daniel Ardaya, profundiza un poco y también admite lo delicado de la situación, pero afirma que están dentro de un margen sustentable a futuro, con deudas que no sobrepasan los 85.000 dólares respecto a gestiones anteriores con jugadores del 2021.

Sin embargo, los futbolistas reclaman sueldos desde hace varios meses.

Sánchez explica que las deudas se arrastran desde febrero de 2020, cuando comenzó la pandemia de coronavirus, lo que motivó que todo lo presupuestado no solo perjudique lo de ese año sino deje un lastre que sigue afectando hasta la fecha. Cree que hasta fin de año tendrán un poco más de alivio considerando los ingresos previstos en los siguientes meses.

No quiso tocar montos de la deuda porque dijo que las cifras no están consolidadas, pero cree que en unas semanas tendrán los números exactos para determinar lo que podrían manejar hasta fin del presente año.

En lo que sí está claro es en los terrenos de la institución. Recordó que la ex-Findesa (entidad que dependía de la ex-Cordecruz) se cobró la deuda que mantenía el club con esa entidad rematando una parte de los terrenos, tras lo cual Real quedó con 5,5 hectáreas consolidadas donde está el estadio, la piscina, la cancha auxiliar, el coliseo, la administración y el salón de eventos. “Todo está con documentación en orden”, afirmó.

La gestión de Carlos Sánchez en la presidencia comenzó en julio de 2018. Pese a la falta de postulantes a sucederlo, en algún momento deberán llegar nuevos dirigentes y tendrá que ser dentro de este año seguramente.

¿Hoy, próximo a entregar la presidencia de la institución, se siente solo en esta fase final de su gestión?

“¿Parece, no?, usted lo observa y yo también”.

Pese a lo que sucedió hasta la fecha, en algún momento tendrá que culminarse el proceso electoral de Real Santa Cruz, pero por ahora no hay candidatos.

¿Y si no aparecen candidatos para las elecciones, Carlos Sánchez se postulará nuevamente? “No creo”, fue su respuesta, aunque no descartó la posibilidad de manera tajante.

El ‘Gato’ Sánchez, como se lo conoce, convoca a los “querendones” de la divisa blanca para que tomen la responsabilidad de dirigir a la institución en este momento complicado.

Un club integral

El vicepresidente Daniel Ardaya también opinó de la situación en la que se encuentra Real Santa Cruz.

¿En qué aspectos dañaron más a Real en las anteriores gestiones? “Los antiguos juegos políticos pusieron en riesgo gran parte de los terrenos del club, los cuales siguen en litigio y que hasta ahora no podemos solucionar lastimosamente”, dijo el vicepresidente.

¿Cómo van las cosas, no temen volver a descender? “El temor siempre está y eso es bueno, nos hace estar más en alerta, nos hace errar menos”, sostuvo Ardaya.

Referente a este aspecto, él es optimista. “Estoy convencido que este equipo va a dar mucha pelea, se demostró en la última etapa del primer campeonato. Es por eso que tratamos de que el plantel no se desarme, intentamos que todos los que quieran estar se sientan bien comprometidos”, expresó.

¿Cómo recibirá el nuevo directorio a la institución? “En lo deportivo, con una plantilla de jugadores competitiva y (una planilla) muy barata que no sobrepasa los 70.000 dólares mensuales”, respondió el vicepresidente.

En lo que se refiere a la infraestructura, reconoció que hay mucho por refaccionar: iluminación, baños, camerinos, mallas divisorias, espacios para acoger juveniles de escasos recursos, mejor sistema de riego, modernizar el salón de eventos, entre otras tareas a ejecutar.

Al respecto, Ardaya fue crítico al señalar que hay personas que solo hablan y no actúan ni colaboran, típico de aquellos que pertenecen a la escuela de la “opinología” pero sin actuar, ni ayudar o aportar. Prueba de ello, insistió, es que se convocó públicamente a elecciones pero nadie se presentó.

¿Qué perfil de dirigente necesita Real de ahora en adelante?, fue la pregunta al vicepresidente.

“Un dirigente que no sea político, que actúe, un dirigente que toque puertas al mediano empresario, un dirigente que aguante y crea en ‘su’ proyecto, que tenga coraza para aguantar los embates del típico hincha y socio que solo busca resultados a corto plazo y termine de consolidar un club integral”, respondió.

DIEZ tomó contacto con varios exdirigentes para que se pronuncien sobre la actual situación de su club y propongan soluciones. De los consultados, ninguno quiso opinar. Uno de ellos expresó que prefería abstenerse porque veía una dirigencia que ejecuta acciones “maliciosas” y que a él lo podían vincular con el directorio actual pese a que transcurren más de cinco años de su paso por la institución.

DE TAQUITO

Criollo. Real Santa Cruz se ganó el cariño de la gente por contar solo con jugadores bolivianos hasta principios de los años 80.

Cantera. De Real Santa Cruz surgieron grandes futbolistas, como el arquero Carlos Conrado Jiménez, Porfirio ‘Tamayá’ Jiménez, Jesús Reynaldo, Roberto ‘Cañonero’ Pérez, Álvaro Peña...

Campeón. El equipo albo fue el ganador del torneo Apertura 1996, pero en aquel momento no se lo tomaba como título nacional.

Internacional. El logro del 96 le permitió participar en la Copa Conmmebol 1997, su única incursión internacional hasta la fecha.

Finalista. Real Santa Cruz llegó a la final de la temporada 1985 y cayó en partido definitorio ante Bolívar, en la definición por penales, en Cochabamba.

Tablas. El conjunto ‘merengue’ acabó sexto en la serie A en el torneo Apertura, y es duodécimo en la tabla general que conforman los 16 equipos.

Comentarios